Las Copas

Las copas de vino

La clave en una buena copa es la simplicidad.
No se debe usar copas talladas o coloreadas ya que estos elementos distorsionan los colores del vino y reducen notablemente la visibilidad, no olvidemos que el vino no es solo para beberlo, sino también para observarlo. Por lo tanto, lo mas recomendable es utilizar copas totalmente transparentes, lisas y finas tanto como sea posible.
La copa debe ser lo suficientemente grande como para permitir que el vino pueda moverse dentro de este antes de beberlo y así mejorar su aroma y sabor.
Atrás quedaron las copas de Bohemia y de cristal cortado. Esto por una simple razón, cuando estamos disfrutando de un vino queremos apreciarlo, disfrutarlo, juzgarlo, en otras palabras, comunicarnos con él.
La copa ideal deberá ser estrecha en la parte superior mas no abierta, para que no se escapen los aromas. El vidrio o cristal deberá ser lo mas delgado posible.
La copa de vino tinto debe ser mas amplia que la de vino blanco ya que necesita moverse, para poder respirar.
Antiguamente las copas de vinos tintos también eran mas grandes que las de vino blanco, pero por otros motivos, no se sabia que el vino debía respirar, era por protocolo, este mandaba que el anfitrión debía de servir el vino tinto, por mas que tuviera mayordomos, y para que este no estuviera que parar varias veces se hicieron las copas grandes y el vino blanco si podía ser servido por estos.
La copa para los espumosos, debe ser larga, pero aquí tenemos tres tipos de copas. La palmera que ya esta en desuso, era la copa baja, no es idónea por que es baja y no podemos apreciar el tamaño de la burbujas, un factor que nos indica la calidad de este, y luego por que son abierta dejando escapar todos las burbujas, estropeando el trabajo del enólogo, que en muchos casos le tomo años.
Los otros dos tipos de copas son la llamada flauta y tulipán, ambas son largas, pero si ya se quiere entrar al protocolo de servicio del Champagne, hay una diferencia entre ambas, la primera es la informal, y la otra es la formal, que que se sirve en la mesa. La copa del brandy o Cognac es la copa que se sujeta con la palma de la mano, calentando el contenido y haciendo que el bouquet salga.


Más información sobre las copas de vino:


Volver a la página principal


Las copas de vino
Delicias de Baco